Publicado

 

Han comenzado las vacaciones de Semana Santa, por lo menos para la mayoría de niños, algunos adultos todavía nos quedan unos días de trabajo hasta que empiecen los días festivos oficiales. En mi caso me quedan 3 días de trabajo antes de irme a disfrutar unos días en la playa.

Consejos desde la Medicina China: recuerda que estamos en Primavera, la alimentación debe estar acorde con ésta época, equilibrio entre descanso y ejercicio, cuidado con la temperatura y el viento, permítete disfrutar de cada momento de tus vacaciones!

Las vacaciones las asociamos a días de descanso y desconexión del día a día. Normalmente deseamos que lleguen esos días para romper con nuestra rutina. Antes de irme de vacaciones, voy a ver si hay alguna parte en mi rutina, que sin darme cuenta, he ido adquiriendo y que realmente no me gusta, así cuando esté de vacaciones, tirada en la playa, voy a pensar que puedo cambiar para que no se me repita eso que sin darme cuenta ha ido ocupando un lugar en mi día a día.

Si puedo cambiar algunas cosas para sentirme mejor, por qué no buscarle una solución? A veces, con el día tan ajetreado que tenemos, no nos da tiempo ni a pensar que hacemos, que sentimos, que podemos hacer o cambiar, que nos decimos, etc. Podemos aprovechar los días de descanso para darle un poco de paz y descanso a nuestra mente, darle espacio para que vengan ideas nuevas, meditar, leer algún libro, darle claridad a los pensamientos. Cuando deseamos salir corriendo de nuestra rutina y la vuelta es horrorosa, quizás sea porque hay algo en ella que no nos gusta, y como todo en la vida seguro que aunque sea a pequeñas cosas les podemos dar una pequeña solución que nos haga más felices para el resto del año.

Las vacaciones de Semana Santa pueden ser muy diferentes, algunos se irán a la montaña, todavía algunas estaciones de ski están abiertas, a otros les atrae más el sol y la playa, o motiva el tema cultural. En todo caso, tenemos que tener en cuenta como van a ser nuestras vacaciones para preparar la maleta. Tener en cuenta que el clima asociado a la Primavera es el Viento (causa de muchas patologías comunes en ésta época), por tanto debemos llevar “un poco de todo” para prevenir esos resfriados o dolores musculares por no taparnos bien, sobre todo cuello, zona lumbar, o pies. 

Durante las vacaciones nuestra alimentación no suele ser la misma, cuidado con los atracones, los dulces típicos de la Semana Santa y las bebidas alcohólicas! La rutina diaria exige una cierta alimentación para llegar a todas nuestras actividades, pero en vacaciones (al menos sin son de playa) no necesitamos tanta comida, además, acordaros que la primavera es la estación del Hígado, venimos del invierno, de darle calor al cuerpo a través de los alimentos caloríficos y nutritivos, y ahora necesitamos depurar los sobrantes para prepararnos para el verano. 

Aprovecha para hacer todo lo que no te da tiempo durante el resto del año, haz ejercicio, paseos, nadar, deportes de aventura, partidos con los amigos. El deporte hace que descarguemos estrés y que nos sintamos mejor con nosotros mismos, debe estar presente en nuestras vidas! Pero en estos días de vacaciones aún un poquito más y sobre todo con la calma de estar sin horarios.

Sobre todo, disfrutar de cada momento, aquí y ahora!

 

Olatz Gamboa 10/4/2017

Un Comentario para “Vacaciones de Semana Santa en armonía”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *